Una buena noticia a de traernos alegría

0
608

Este miércoles  23 de diciembre la Misa en la Basílica Nuestra Señora de Suyapa fue oficiada por el padre Rodolfo Varela en su homilía dijo, que uno de los elementos que siempre ha tratado de destacar el Papa Francisco en su pontificado es la alegría del cristiano.

El padre Varela sostuvo que el ha insistido mucho en esto de la alegría del cristiano y se habla mucho de la alegría del Evangelio, esta alegría la encontramos en varios pasajes de la Biblia y hoy lo volvemos a encontrar, dice que cundo los vecinos cuando se enteraron de que Dios había tenido gran misericordia con Isabel se regocijaron con ella es decir se alegraron con ella.

Dios trae alegría para el mundo, “Dios trae alegría para cada uno de nosotros, Dios nos quiere alegres, no tristes ni cabizbajos, alegres es parte de Dios, traernos alegría y eso significa también evangelio, evangelio significa buena nueva una buena noticia, quien no se alegra al recibir una buena noticia, nos ponemos tristes sorprendidos o enojados con una mala noticia” señaló.

“Una buena noticia a de traernos alegría, pero esta alegría no omite dificultades de ser cristianos, encontramos dos aquí, todos los vecinos cuando tocó presentar al niño le querían poner Zacarías como su padre, pero la madre se opuso diciendo no su nombre será Juan”.

Ellos le decían  si ninguno de tus parientes se llama así y le preguntaron al papá y el papá escribió en una tablilla su nombre es Juan, es decir esta alegría que nos trae el Señor en su Evangelio también nos invita a nadar contra corriente expresó

El sacerdote señaló que muchas veces vamos a recibir oposición por el simple hecho de ser cristianos, por tener costumbres cristianas y por hacer lo correcto de acuerdo a nuestros principios cristianos y eso va a implicar entonces nadar contra corriente.

Recuerden expuso que en aquella época las mujeres no eran nadie, no contaban, quienes contaban eran los varones, mujeres y niños no contaban, las mujeres eran nadie Isabel era estéril, además de ser nadie pasa a ser nada, de nadie a nada, pero cuando Dios tiene misericordia con ella y le concede tener un hijo.

“Aun así las personas no la consideran importante porque dice su nombre será Juan, nada contracorriente nada de lo que están diciendo que se va a llamar Zacarías, pero los demás le protestan ninguno de tus parientes se llama así, no le toman importancia lo que ella dice entonces le preguntan al varón al papá como se va a llamar”.

Zacarías reafirma lo que ha dicho Isabel, expuso  porque es una voluntad de Dios, es el ángel que le dice a Zacarías su revelación y de llamará Juan es decir, este nadar contra la corriente implica la voluntad de Dios que muchas veces se opone a lo que dice el mundo.

“Aunque cueste, aunque los demás no nos tomen en cuenta, aunque los demás me traten de ignorar yo tengo que cumplir la voluntad de Dios y si Dios dijo que se va a llamar Juan, Juan le vamos a poner y si Dios dice que esto es lo correcto, aunque el mundo haga campaña política y comercial no es lo correcto es lo que dice Dios”.

Segundo,  Dios con todo esto nos saca de la zona de confort, a veces nosotros estamos habituados a hacer las cosas de una manera que ya nos acostumbramos el estatus  Quo, mantenernos allí estables cálidos bien sin esforzarnos.

Cuando estamos en nuestra zona de confort no hay novedad, indicó, todo bien todo transcurre igual estamos dentro de la rutina, pero cuando salimos de la zona de confort viene  las sorpresas viene lo que nos desconcierta y es allí donde a Zacarías se le suelta la lengua, Zacarías sale de su zona de confort salió de la incredulidad de la que había hablado con el ángel.

El sacerdote  destacó  el momento en que  Dios le suelta la lengua y Zacarías comienza a bendecir a Dios es esto lo que nos está pidiendo Dios, nadar contra corriente y salir de nuestra zona de confort, esa alegría que nos trae el Señor nos va a pedir eso nadar contra la corriente, la corriente del mundo y nos va a pedir salir de nuestra zona de confort y al final vamos a terminar alabando a Dios y los demás van a reconocer como dice el final del evangelio de hoy concluyó.

 

 

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí