Santa Teresa nos enseña a nosotros a volver a la esencia, al amor de Dios

El padre Cecilio Rivera ofició la Misa hoy en la Basílica en su homilía nos habló de Santa Teresa de Jesús, manifestó que fue una mujer adelantada a su tiempo, formadora, fundó cerca de 15 monasterios, escribió muchas obras.

El sacerdote expresó que  Santa Teresa pedía volver a la esencia, una mujer llena de Dios, acertadamente el Papa Francisco  inició el año en su video de oración mundial pedía que en la Iglesia también hubiera más espacios para la presencia femenina, necesitamos el toque femenino, Papa Francisco se puede y haber el video para el mes de octubre,

Y Santa Teresa impulsó todas estas reformas, “fariseos en tiempo de Jesús, no querían reformas, al contrario querían interpretar la ley en base al pasado, por eso dice hay de ustedes, que les construyan sepulcros, no tenían una visión de sepulcros”.

“Santa Teresa nos enseña a nosotros a volver a la esencia, al amor de Dios” y su director espiritual que era el tiempo de Santa Teresa era alguien muy letrado según ella narra en uno de sus escritos Santa Teresa decía que a “Dios lo podemos conocer no solo por la razón y en sus escritos le decía, tenemos que experimentar a Dios”.

Tenemos que hacer experiencia de Dios sostuvo, por eso ella escribe acertadamente su libro. «El libro de la vida», cada vida es un libro, en donde Dios y nosotros vamos escribiendo nuestra historia, Santa Teresa nos enseña a ver nuestro futuro precisamente y abrirnos a  la gracia de Dios.

Es impresionante como en sus escritos, leyendo decía, que ella no le tenía miedo a la muerte al contrario “muero de deseo porque llegue ese momento” porque ella había entendido que la vida está en Jesús, muero de deseo decía porque podré verlo hoy, “en medio de esta pandemia hay tantas personas que se están debatiendo también  entre la vida y la muerte”.

Basados en esta palabra de Santa Teresa podemos decir mañana será mejor, porque como decía la Santa, el amor no retrocede, el amor no hiere, el amor cura, el amor no muere, el amor siempre vive concluyó el padre Cecilio.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here