La epístola de Judas: una carta que invita a la conversión verdadera

Además de la devoción propagada en todo el mundo, el legado de este santo también se plasmó en la Sagrada Escritura

0
341

El enérgico llamado de San Judas en su epístola a no caer en las mentiras de los falsos maestros y la invitación al pueblo para conservar la fe transmitida por los apóstoles, son las partes torales de esta carta. La intención de Judas era prevenir a los lectores, los cristianos hebreos, contra tales enseñanzas depravadas, y exhortarlos a mantener fielmente la enseñanza de los apóstoles.

Valor

Aunque es breve, la carta de Judas nos muestra a una Iglesia preocupada seriamente por su fidelidad a la doctrina de los apóstoles, así lo indica Wilson Velásquez, miembro de la Comisión Nacional de Biblistas de Honduras, quien además expone que “Hay que comprender que es
necesario redescubrir la riqueza de esta carta para renovar nuestra misión y fidelidad en Jesús, recordándonos que debemos cuidarnos de los falsos maestros”.

Otro argumento que da un valor fundamental a esta obra, es que, según los avanzados estudios de Velásquez, la carta de Judas y la Segunda carta de Pedro, son tratadas juntas por la estrecha afinidad, destacando un único y común objetivo: defender la recta doctrina de los falsos maestros que intenta socavar la confianza de los cristianos en la tradición de los apóstoles.

Riqueza

Siendo muy actual, esta carta católica, sigue brindando mensajes de suma importancia para la fe del discípulo de Jesús, además que. “El
objetivo de la carta es exhortar a la fidelidad en la fe, mostrando las implicaciones morales al seguir el Evangelio de Jesús”, así opina Vanessa Osorio, biblista y quien contempla y comparte que “esta carta, es como un puente entre las de San Juan y su Apocalipsis”, teniendo un sentido escatológico que prepara a las comunidades para una batalla contra el mal en vistas a la segunda venida del Señor Jesús. Según Osorio “así como se expone en la carta de Judas, también hoy, la Iglesia está llamada a caminar firme con su mirada puesta en el Señor, promoviendo una fe sólida”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here