Llegada barco de Turquía con supuestos hospitales y lleno de dudas

Alrededor de las seis de la mañana se dio el arribo de la embarcación que procede de Turquía, con dos supuestos hospitales de los siete que fueron adquiridos por Inversiones Estratégicas de Honduras (INVEST-H), pero fue horas después en que se dio el atraco del barco para comenzar el proceso de desembarcar.

Escenarios que continúan generando duda en diferentes sectores sociales, ante la compra de estos centros de asistencia temporal, ya que no se consultó con expertos tanto en construcción como sector salud.

Para muchos es una novela de no terminar, generando opiniones en contra del actual gobierno, ya que no se ha dado un proceso con carácter transparente.

Ante la incertidumbre también se exige la participación del Tribunal Superior de Cuentas.

Con preocupación se muestran miembros de la sociedad civil, que estos contendores donde vienen los hospitales móviles vengan incompletos y lo que genera mayor preocupación es donde están los otros cinco centros asistenciales temporales, esto a criterio de Luis León.

El representante del FONAC, Omar Rivera, ha apuntado que se regrese el dinero por parte del contratista o que la Procuraduría General de la República, proceda en contra de él, por incumplimiento de dicha entrega.

Desde el Colegio de Arquitectos de Honduras, a partir del inicio de la emergencia nacional por el Covid-19, presentó un plan a INVEST-H y al designado de dicha emergencia en Honduras, estrategia que no fue tomada en cuenta, según lo relata la profesional de la construcción Gizzelle Sánchez.

Según información de la Marina Mercante de Honduras, no existe conocimiento del flete o transporte de otras embarcaciones.

El hospital móvil para Tegucigalpa consta de módulos para una clínica médica y triaje, altas dependencias, baños y regaderas, habitación para doctores, seis unidades de cuidados intensivos, soporte técnico y radiología, comedores, corredores, lavandería, staff médico, farmacia, laboratorio, cocina y lavaplatos, sistema de generación de oxígeno.

Por otra parte según el inventario, el hospital móvil a instalarse en San Pedro Sula contará con doce unidades de cuidados intensivos, policlínica y triaje, además de sala de emergencias, resucitadores y almacenamiento de dispositivos médicos, área de alta dependencia, inodoros y regaderas, y espacio para el staff médico, lavandería, cocina, sistema de gas, sistema de esterilización de desechos médicos, sistema de oxígeno, entre otros.

Los hospitales fueron comprados a través de Inversiones Estratégicas de Honduras INVEST-H a un costo de 48 millones de dólares, aproximadamente 1,200 millones de lempiras.

A criterio del ex secretario de salud, Carlos Aguilar, estos centros de atención temporal, significaran de una enorme ayuda ante la falencia que se vive en el sistema nacional sanitario, pero por otra parte resalta la falta de personal humano, para atender a la población víctima de la nueva patología.

Según comunicado de la Administración de Aduanas de Honduras e INVEST-H, al momento de la llegada de la embarcación se aplicaron las medidas y protocolos de bioseguridad, revisión de documentación correspondiente, o sea el manifestó de carga, para proceder a la desembarcación de la mercancía.

Se espera que en los 39 contenedores doble, siendo en total 78 vengan los dos hospitales móviles con todo el equipo médico que estaría siendo utilizado en los próximos días al ser instalados por técnicos internacionales, en los predios ya asignados y destinados, mismos que a criterio del Ministerio Público, no cuenta con los estándares y condiciones de operación para un centro hospitalario.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here