El Matrimonio, es el camino seguro para dejar el pecado de la unión libre

Este sacramento, encamina a la pareja a una vida en Dios, les muestra que hay una bendición en la vida conyugal

0
817

El sacramento del matrimonio, es un don de Dios que busca afianzar la base familiar en el hombre y la mujer, por lo que tiene un fuerte papel en el desarrollo de la sociedad y de la Iglesia, porque es en una buena relación matrimonial, que se forja el futuro en la fe de las nuevas generaciones.

Llamado

Con frecuencia nos encontramos con parejas que tienen muchos años juntas, que acuden a la iglesia pero que no han recibido el sacramento del matrimonio, esto es una tarea diaria de los católicos, a lo que fray Agustín Lara, párroco de la comunidad Sagrada Familia y capellán de la Pastoral Penitenciaria, responde con que “En la Iglesia Católica estamos haciendo todos los esfuerzos para que las parejas que viven en unión libre dejen de pecar y se acerquen al matrimonio sacramental, es una forma de liberarse y de vivir en comunión con Dios”. Fray Agustín, expresa que “cada pareja en unión libre vive un amor incompleto, pero con el matrimonio sacramental alcanzan la plenitud y complementan su vida conyugal”.

Atreverse

El amor para siempre no es una locura ni algo impensado, es factible y cien por ciento posible, así lo asevera Luis Sevilla de la Pastoral Familiar de la Arquidiócesis de Tegucigalpa, quien además menciona que “Las parejas deben animarse a consagrar su vida y su amor recibiendo la bendición de Dios, elevada a la dignidad de sacramento por nuestro Señor Jesús y nos abre a la gracia de la santidad”. Sevilla, exhorta a cada pareja en unión libre a acercarse a recibir esta unión sacramental, menciona que “deben acercarse con confianza a dialogar con su párroco y sus agentes de pastoral familiar para acompañarles en las catequesis y todo este proceso”. Como misión, la iglesia procede a motivar a más parejas para que su amor reciba la bendición del Señor y así, puedan servir de mejor manera a la sociedad y en sus comunidades.

1 Prepararse

Las parejas en unión libre deben buscar las formaciones en cada parroquia para recibir el sacramento del matrimonio, no como un requisito sino para crecer en la fe y como cónyuges. Al recibir catequesis, se comprende también que la unión sacramental es para toda la vida y que es una consagración del uno al otro.

2 Conciencia

El sacramento del matrimonio, es para toda la vida y a diferencia del civil, no existe rompimiento en él, por lo que la pareja en unión libre debe estar consciente y segura de que desean pasar juntos su vida entera; entre el conocimiento de ambos, el valor del sacramento y la vida de fe, se cimienta un buen matrimonio.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí