Tras ser conformada la Junta Nominadora y a la espera de ser juramentada en los primeros días de septiembre en el hemiciclo legislativo, los integrantes de esta junta, empezarán con la recepción de las propuestas y autopropuestas de los candidatos a magistrados, los cuales presentarán 45 candidatos ante los parlamentarios hondureños, para que sean ellos, quienes elijan 15 personas, como los nuevos magistrados de la Corte Suprema de Justicia, quienes se encargarán de impartir justicia y dirigir el Poder Judicial en los próximos siete años.

Nombramientos

Entre escenarios irregulares, con desacuerdos, dudas, pero también con una extraña normalidad, las siete entidades que forman el cuerpo
de la nómina, lograron elegir a sus representantes, siendo 14 hombres y mujeres que velarán porque el proceso se lleve de la mejor manera, alzando la bandera de transparencia. Una vez seleccionados los miembros de la Junta Nominadora deberán ser acreditados ante el Congreso Nacional recuerda el secretario de Transparencia, Edmundo Orellana, quien añade que, “El presidente deberá juramentarlos para que empiecen a trabajar en sus cargos y están llamados a hacer un trabajo respetando la Constitución.

Propuestas

Por su parte, el Consejo Hondureño de la Empresa Privada (COHEP), realizó desde ya, la primera propuesta, según lo detallado por el abogado Gustavo Solórzano, gerente de Asesoría Legal, es así que para la presidencia del Poder Judicial proponen “Un sorteo público realizado por un tercero, y que este sea confiable, pudiendo ser una entidad de la comunidad internacional o de la sociedad civil que goce de la confianza dentro de las entidades que conforman la Junta Nominadora”. Una vez confirmada la Junta Nominadora, estos hombres y mujeres, deben elegir a personas de conducta intachable y sin presiones políticas, sociales y de grupos de poder en la región hondureña, han sostenido diferentes sectores, profesionales del derecho y analistas.


Discrepancias

Diferentes organismos quedaron fuera como nominadores para dicho proceso entre ellos la sociedad civil, el Consejo Nacional Anticorrupción, el FOPRIDEH, además de dos universidades que abandonaron la elección dentro del claustro, así como la renuncia del exjefe de Investigación del CNA, Odir Fernández, quien desistió a la nominación. “Esto era algo de esperarse, cuando no estaban de acuerdo con las candidaturas, lo mismo que ha sucedido en la elección por parte de la sociedad civil. Pero ahora la misión de los miembros de la Junta Nominadora es jugar un papel fundamental, y hacer valer lo que señala la Constitución de la República”, argumentó Javier Acevedo, director del Centro de Investigación y Promoción de Derechos Humanos (CIPRODEH).

Para el vicepresidente del Congreso Nacional, Hugo Noé Pino, no hay ninguna base para dar criterios que se han mezclado tintes políticos, firmando que se tendrá una buena Junta Nominadora, para la elección del Poder Judicial. Será hasta el 15 de septiembre, tras ser juramentada por el presidente del Legislativo que la Junta Nominadora deberá instalar las sesiones previo a la recepción de las propuestas y autopropuestas de los candidatos a magistrados. Mientras que la convocatoria será lanzada hasta en octubre.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here