El Papa Francisco ofreció la Misa celebrada este sábado 16 de mayo en Casa Santa Marta por las personas que dan sepultura a los fallecidos por causa de la pandemia de coronavirus.

El Santo padre expresó “Hoy rezamos por las personas que se ocupan de enterrar a los muertos durante esta pandemia. Sepultar a los difuntos es una de las obras de misericordia y, naturalmente, no es algo agradable. Oremos por ellos que también arriesgan sus vidas y corren el peligro de contagiarse”

Francisco comentó en su homilía el Evangelio propuesto por la liturgia del día (Jn 15, 18-21) en la Jesús dice a sus discípulos. “Si el mundo los aborrece, sepan que a mí me ha aborrecido antes que a ustedes. Si fueran del mundo, el mundo amaría lo suyo; pero porque en cambio no son del mundo, pero yo los elegí del mundo, por eso el mundo los aborrece”.

El Papa dijo que Jesús muchas veces habla del mundo, habla del odio contra Él y sus discípulos y reza al Padre para que no se lleve a los discípulos del mundo sino para que los defienda del espíritu del mundo. El pasado 25 de abril, el Santo Padre también ofreció la Misa por los profesionales de los servicios fúnebres. “Es muy doloroso, muy triste lo que hacen, y sienten el dolor de esta pandemia muy cerca. Rezamos por ellos”, dijo el Papa Francisco en aquella ocasión.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here