Con muchos retos se conmemora el 10 octubre, Día Mundial de la Salud Mental.

0
58

Esta fecha es impulsada por la Federación Mundial para la Salud Mental( WFMH) con el apoyo de la Organización Mundial de la Salud (OMS) el lema para este año 2021 es Atención de la salud mental para todos: hagámosla realidad.

Según la Psicóloga Patricia Mackay “la salud mental no se encuentra representada ni en una décima parte de las regiones sanitarias. Lo cual es condenable, y en reclamo porque vivimos en uno de los sitios donde las variables psicosociales, y las orgánicas nos acometen abruptamente”.

Asimismo opina que “nuestro pueblo sufre, su psiquis llega a terribles conclusiones como desconectarse de la realidad para no sufrir, quitarse la vida porque ya no se puede más. La angustia por la supervivencia alimentan la dicotomía, la violencia y la deshumanización del otro, construyendo los pilares de una cultura enferma, avorazada, llena de rabia, de pensamientos infelices y alejados del amor”.

Como una necesidad básica pretende la OMS, instaurar la atención sobre salud mental.

Por otra parte aduce que: “el estado de Honduras es el responsable por la salud de nuestro pueblo, de pronto sus personeros se han olvidado que el órgano rector del cuerpo humano es el cerebro, el hogar de las funciones que nos separan del resto de los mamiferos”.

Atención de salud mental para todos: hagámosla realidad, es el lema que impulsa la Organización Mundial de la Salud y más que lema, es un llamado de atención a gobiernos para que vean en estos padecimientos una verdadera prioridad.

Si la “cabeza” está mal, el resto del organismo lo está. Se es la mente, se funciona con la mente, se construye o destruye con los pensamientos, con las interpretaciones del mundo que nuestra humanidad realiza.

Hoy 10 de Octubre de 2021 alzó la voy para reclamar salud mental para nosotros el pueblo hondureño que merecemos alguna vez soñar y lograr el desarrollo de las potencialidades, vivir y hacer una cultura lejos de la ahogadora supervivencia que no permite ni el asomo de lo que podríamos ser.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here